domingo, 20 de diciembre de 2009

A decir de CONFIEP - Universidades Peruanas deben ser acreditadas por entidades certificadoras extranjeras



  • Ricardo Briceño, presidente de la Confiep. Foto: ANDINA / Carlos Lezama
    Ricardo Briceño, presidente de la Confiep. Foto: ANDINA / Carlos Lezama
  • Lima, dic. 18 (ANDINA)- La acreditación de la calidad educativa de las universidades peruanas por parte de entidades calificadoras del extranjero propuso hoy Ricardo Briceño, presidente de la Confederación de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep), para mejorar el nivel educativo.

    Resaltó, en ese sentido, el pedido formulado por el presidente de la República, Alan García, para que centros superiores de estudio sean evaluados y se determine su nivel de calidad en el ofrecimiento de carreras profesionales.

    “La acreditación de las carreras profesionales es absolutamente necesaria, es la única manera cómo se puede evaluar, medir y catalogar la enseñanza superior y los niveles de las universidades. Pero esta acreditación debe ser hecha por entidades independientes, sin participación del sector público”, expresó a la Agencia Andina.

    Agregó que la oferta de calidad en las carreras profesionales, inevitablemente redundará en la mejora de la economía porque los egresados universitarios tendrán un alto grado de competitividad en el desarrollo de sus labores, tanto en el sector público como privado.

    Briceño mencionó que hay numerosas instituciones internacionales de alto prestigio, como las certificadoras del grado de inversión de un país, que pueden efectuar la acreditación de los niveles educativos de la universidad peruana.

    Incluso dijo que el sistema de acreditación de esas instituciones, de origen estadounidense básicamente, ya calificó algunas carreras ofrecidas por algunas universidades peruanas y las ubicó dentro de los estándares internacionales.

    El representante empresarial, sin embargo, se mostró contrario en suspender la creación de nuevas universidades en las ciudades del país.

    “Hay muchas universidades malas existentes. De cancelarse la apertura de nuevas universidades, las existentes y malas seguirían vigentes, continuarían captando alumnado, y proseguirían formando profesionales de nivel mediocre, y eso no es bueno”, comentó.

    En la actualidad, existe un proyecto de ley en el Congreso que plantea dicha suspensión hasta que el Consejo de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Calidad de la Educación Universitaria, como órgano operador del Sistema Nacional de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Calidad Educativa determine el nivel de calidad de las universidades existentes.

    “Lo que es importante es que si hay nuevas, sean acreditadas, y las que ya existen, solo se mantengan vigentes en el caso que pasen las acreditaciones”, acotó Briceño.


http://www.andina.com.pe/Espanol/Noticia.aspx?id=q5zgTZNNR6w=