miércoles, 13 de enero de 2010

UN AÑO del Modelo de Calidad para la Acreditación de la Carrera Profesional de Educación

Hace un año, el 13 de enero del 2009, el CONEAU publicó en el diario oficial El Peruano el MODELO DE CALIDAD PARA LA ACREDITACIÓN DE CARRERAS PROFESIONALES UNIVERSITARIAS Y ESTÁNDARES PARA LA CARRERA DE EDUCACIÓN.

En la actualidad, la evaluación se ha transformado en un pilar, contando para ello con el respaldo explícito de los marcos legales vigentes. Los argumentos se centran en la necesidad de garantizar calidad educativa. La Ley del SINEACE, 28740 (2006) en la sección Disposiciones Complementarias, Transitorias y Finales, señala que los órganos operadores del sistema se encargarán de elaborar y aprobar los lineamientos básicos respectivos para la aplicación progresiva de la ley. El Reglamento de la Ley D.S. N° 018-2007-ED (2007) en la parte Primera de Disposiciones Complementarias y Transitorias, precisa que las instituciones formadoras de profesionales, en el presente caso, de educación disponen de un año, a partir de la publicación de los estándares y criterios de evaluación y acreditación establecidos por el CONEAU, para adecuarse a los mismos.

Ha trancurrido UN AÑO y somos testigos de excepción, que durante este período en el caso concreto de la Carrera Profesional de Educación, las Universidades Públicas y Privadas vienen trabajando para que su Carrera Profesional logre la acreditación. Durante el año 2009, la DEA-CONEAU, integrada por especialistas y técnicos ha asistido a sendas reuniones de sensibilización, capacitación y difusión del Modelo. Podemos decir que se ha logrado, que la comunidad universitaria tome conciencia, de lo bien, regular o lo que le falta, por lograr la meta.

La acreditación como bien todos sabemos es un proceso, que se inicia con la Autoevaluación, es decir, con el estudio llevado a cabo por las mismas instituciones, sobre la base de los criterios, estándares e indicadores definidos por el CONEAU. La institución universitaria asume el liderazgo de este proceso y propicia la participación amplia de la comunidad universitaria en él.

Existen requisitos (Guía para la Acreditación de Carreras Profesionales Universitarias (El Peruano, 16/9/2009) para que la carrera profesional universitaria de Educación comunique al CONEAU que ha iniciado su proceso de Autoevalución con fines de Acreditación. De las 54 Carreras Profesionales de Educación que existe en el Perú, 37 de ellas, mediante resoluciones de Facultad, ratificadas por el Consejo Universitario, han designado los COMITES INTERNOS y declarado el inicio de sus actividades de Autoevalaución.

La reflexión que la autoevaluación ha propiciado y generado es un juicio valorativo, a determinados criterios e indicadores, determinando un balance sobre las fortalezas o aspectos positivos, así como debilidades o aspectos susceptibles de ser mejorados encontrados en la carrera.

Una vez delimitadas las fortalezas y debilidades, han implementado propuestas de acción, conocido como plan de mejora, el cual busca contrarrestar las debilidades y potenciar las fortalezas de la carrera. Esta autorregulación implica que el propio colectivo involucrado en la marcha de la carrera, esta pendiente de las metas que se están logrando así como señalar cuáles tienen dificultades, para introducir las mejoras necesarias, periodificar su cumplimiento y poder declarar que se han logrado todos los estándares y solamente así, solicitar al CONEAU la relación de Entidades Evaluadoras con fines de Acreditación, es decir, los Pares Académicos o Evaluadores Externos, a los que se les entregará su Informe de Autoevaluación.

Al día de hoy, hay varias Carreras Profesionales de Educación que han informado al CONEAU que han culminado su proceso de Autoevaluación y están en condiciones de solicitar sus pares académicos.

Desde el 18 de setiembre 2009, en que se publicó en el diario oficial El Peruano la Guía de Procedimientos para la Autorización y Registro de Entidades Evaluadoras con fines de Acreditación, quedó establecido el procedimiento a seguir para registrarse como tal, no contamos con ninguna entidad registrada. Lo que da un poco de tiempo a quienes se encuentran en pleno logro del proceso de Autoevaluación o plan de mejora. Para quienes han declarado que su informe de autoevaluación esta concluido, un tiempo para darle una segunda mirada, teniendo la seguridad que apenas se formalice lo de las Instituciones Acreditadoras, serán una de las primeras a quienes se les comunicará el inicio del segundo proceso.

Para fines de febrero aproximadamente, la Dirección de Acreditación - CONEAU estaría contando con un grupo de evaluadores externos, quienes a fines de diciembre participaron en un Programa de Capacitación y se encuentra pendiente su evaluación, la misma que deberá iniciarse en la segunda quincena de enero. En el caso de la Dirección de Certificación - CONEAU se viene trabajando con los Colegios Profesionales y cuenta:
  • Para los Colegios Profesionales de certificación obligatoria con 61 evaluadores.
  • Colegio Profesional Químico Farmaceútico del Perú : 14 evaluadores
  • Colegio de Enfermeras del Perú : 42 evaluadores
  • Colegio Médico del Perú: 50 evaluadores
  • Colegio de Obstetras del Perú: 29 evaluadores
Lo que hace un total de 196 evaluadores de competencias, capacitados, evaluados en permanente coordinación con los Colegios Profesionales mencionados. Para el presente año esta Dirección viene trabajando para incrementar e incoporar a los demás Colegios Profesionales que faltan.

Existe cierta preocupación por la forma en la que se articularán las instancias, pero no está demás decir, que la supervivencia de la acreditación dependerá de la particpación protagónica de las propias instituciones universitarias, a quienes se debe la legitimidad del sistema. Los gobiernos podrán apoyar su desarrollo estableciendo políticas, estímulos y reglas de juego; pero el futuro de la acreditación está en manos de la misma comunidad académica, si vemos a la acreditación como mecanismo idóneo para el cabal cumplimiento de su misión.